¿Qué es la omnicanalidad y cuáles son sus ventajas?

Hace un tiempo atrás se hablaba de multicanalidad, es decir, el uso de una pluralidad de canales variados e interconectados – tradicionales y digitales-, utilizados por las empresas para sus actividad de comunicación, comercialización y atención al cliente.

Pero los cambios que generan los avances tecnológicos y el comportamiento de los usuarios han hecho que esta estrategia pierda fuerza, por lo que ahora las empresas deben redireccionar sus esfuerzos hacia la conexión entre todos los canales de una marca, de modo que se interrelacionen entre sí.

Con esto nos referimos a la omnicanalidad, un concepto que está cada vez más posicionado en las empresas y sus estrategias de marketing integrado. Éste surge por la necesidad de las marcas de adaptarse a clientes interconectados, ávido de información e inmediatez.

La omnicanalidad define el proceso que realiza una compañía para adaptar e integrar todos sus canales de comunicación y hacer más cómodo el acceso de los usuarios a la plataforma de la marca desde cualquier dispositivo, dándole la facilidad de iniciar una comunicación desde un medio y continuarla desde otro sin inconveniente.

Se considera la omnicanalidad como un valor añadido en la atención a los clientes, porque impulsa una mayor fidelidad  y coloca a la compañía en una posición más competitiva. Por ende, te contamos los beneficios que esta estrategia proporciona a una marca. ¡Toma nota!

Ofrece un valor añadido a tus clientes

Al integrar todos los soportes facilitas el contacto directo entre los usuarios y tu marca, reforzando la atención al cliente, que es quien elige cómo y cuándo quiere comunicarse con la empresa. De este modo, será más fácil para el usuario comprar, reservar y resolver cualquier duda o inconveniente, combinando distintos canales de interacción, si así lo desea. Brindar un servicio de este tipo que funcione de forma fluida, con transparencia y con plataformas sencillas e intuitivas es la clave del éxito para la omnicanalidad.

Potencia la fidelización

Si tu marca no le ofrece al cliente todas las facilidades que puede encontrar en otra, es probable que lo pierdas. La mejor forma de fortalecer la fidelización es brindando una comunicación sin barreras, donde el cliente se sienta bien atendido y reciba una respuesta rápida a sus quejas, dudas y sugerencias.

Aporta calidad a todos los procesos

Poner en marcha el proceso omnicanal implica digitalizar toda la compañía, desde la planificación hasta la distribución. Esto aporta más eficiencia y control sobre todas las fases del producto para dar una respuesta rápida y eficaz en todo momento.

Incrementa las ventas

Por el hecho de que la empresa gana visibilidad por completo, los usuarios de todas las plataformas – redes sociales, web o aplicaciones móviles- pueden acceder a la compañía directamente, desde cualquier lugar y dispositivo conectado. Esto impulsa mucho el impacto de las estrategias de marketing: publicidad, ofertas, promociones, etc; haciéndolas accesibles a muchos clientes potenciales y ampliando las opciones de venta.

Mayor información

La compañía omnicanal obtiene una valiosa información sobre los clientes al integrar la data de sus comunicaciones. Esta estrategia ayuda a conocer más a los clientes, prever sus necesidades y llegar a brindarles más de lo esperado. Es una forma de mejorar la comunicación, las estrategias comerciales e incluso reorientar el negocio. Una ayuda complementaria para lograr el reto de la fidelización.

¿Quieres recibir toneladas de tips en Ecommerce y Marketing digital?

Suscríbete al ECOMMERCE NEWS y recibirás noticias actualizadas de Comercio Electrónico, Innovación y mucha inspiración.

Call Now Button